RSS

Achtung Cthulhu: Guide to the Pacific Front

24 Dic

AC_Pacific

Sigo poniéndome al día con lecturas pendientes, y ahora mismo me estoy empapando con Achtung Cthulhu, el juego de rol que mezcla la II Guerra Mundial con los Mitos de Cthulhu. Me acabo de terminar la Guía del Frente del Pacífico, donde se nos presenta el teatro de guerra en el que se enfrentaron los Aliados (pero básicamente americanos y británicos) y los japoneses durante el conflicto. Un escenario tal vez algo menos conocido que la guerra en Europa, pero igual de fascinante, y mucho más exótico.

El manual tiene 126 páginas (o alguna menos si no contamos las publicidades), con portada e interior a color, con esos tonos marrón claro y ocre que caracterizan la maquetación de todos los suplementos del juego. La ilustración de portada es cumplidora (no me parece la mejor de la serie) y, como siempre, las interiores también desempeñan su cometido: sin ser especialmente espectaculares, sí son lo bastante atmosféricas como para transmitir a la perfección la ambientación. En este caso tenemos mucha selva y mucho trópico, mucho mar y mucha tropa japonesa asomándose a las ilustraciones.

La estructura de Guide to the Pacific Front es la misma que la de todos los suplementos de ambientación de la línea, dividida en dos partes claras. En la primera de ellas se examina el conflicto bélico desde una perspectiva “mundana”, por así decirlo, para luego pasar a profundizar un poco más en la presencia y efectos de los Mitos en el escenario en cuestión. El manual empieza precisamente con un capítulo que nos plantea el desarrollo de la guerra en el Pacífico con una exhaustiva cronología de los eventos más importantes de ese frente. Como siempre es una sección densa, solo para apasionados bélicos, con una lluvia de datos, nombres y fechas que puede llegar a ser mareante. Le sigue un capítulo que explica en detalle el papel de Japón durante la guerra, empezando por la evolución del país en las décadas inmediatamente previas. Se analizan las condiciones que provocaron su participación en el conflicto, con no pocas luchas intestinas, y cómo este afectó al país, de muchas y muy variadas maneras. Se describe la estructura de sus fuerzas armadas y también la filosofía japonesa ante la guerra, que les llevó a ganarse esa fama de ejército despiadado y capaz de las peores atrocidades con los prisioneros de guerra que capturaban. A diferencia del capítulo anterior, algo más espeso, me parece que en este caso es un capítulo muy interesante para comprender mejor las acciones de uno de los principales protagonistas de la guerra en el Pacífico.

En la siguiente sección toca analizar el resto de lugares relevantes en el frente del Pacífico durante esos años, bien porque fueran invadidos por Japón, porque apoyaran a los Aliados o por cualquier otro tipo de papel que jugaran alli: desde Birmania hasta Indochina, pasando por las incontables islas del Pacífico, las colonias holandesas o la mismísima Rusia. Como cualquier otra parte del globo durante la época, el extremo oriental de Asia era una auténtica ensalada de facciones y bandos, y este capítulo nos ayuda a entenderlo un poco mejor.

AC_PF

Como decía más arriba, el ejército japonés se ganó a pulso una fama de despiadado y cruel con sus prisioneros de guerra, con quienes no respetaba los mínimos humanitarios garantizados por la Convención de Ginebra. El siguiente capítulo nos explica un poco mejor cómo era la vida de un POW (prisoner of war), sumido en una existencia de extenuantes trabajos bajo las extremas condiciones del trópico, sin apenas cuidados y menos muestras de piedad por parte de sus captores. Eso tenía sus devastadores efectos en la salud, y si uno tiene que hacer caso a las mecánicas con que se refleja ese deterioro en este capítulo, no es de extrañar que la única esperanza de supervivencia para un pow fuera una fuga, por improbable que esta pareciera.

Tras eso llega un capítulo que nos ofrece nuevas opciones de personaje para el Frente del Pacífico. Tanto si son personajes civiles como si son militares, se nos ofrecen varias opciones de lo más coloristas, desde colono occidental a guerrillero, pasando por soldado australiano o… sí, prisionero de guerra. Fugado, supongo. Incluso podemos llevar algo tan pintoresco como uno de los codetalkers navajos que usaron los Aliados como oficiales de comunicaciones encriptadas en el Pacífico, aprovechando que nadie en aquella zona conocía lo más mínimo el idioma de esa tribu de nativos americanos. Se incluyen también nuevas posibles nacionalidades para nuestros investigadores, así como un par de paquetes de entrenamiento nuevos si nuestro personaje va a ser de origen militar.

Acto seguido toca el capítulo de vehículos y equipación, donde que se nos presenta no solo el armamento y equipación más habitual para las tropas japonesas, sino también alguna pieza o arma perteneciente a los Aliados y que se utilizó con mayor frecuencia en la región asiática. Todo, como siempre, con unas completísimas estadísticas tanto para La Llamada de Cthulhu como para Savage Worlds. A ese capítulo sigue una breve sección estratégica en la que se explica mejor cómo se libraba a pie de campo la guerra en el frente, qué complicaciones tenía luchar en los trópicos y cómo afrontaba cada bando el conflicto, Japón como una batalla que se libraba isla por isla, los Aliados centrándose más en los puntos neurálgicos de la zona asiática.

AC_PF2

Con esto se cierra la primera parte del suplemento, que con excepción de alguna mención cthulhoidea menor, bien podría incluirse en un manual de un juego de rol bélico. Pero nosotros queremos jugar a Cthulhu en la II Guerra Mundial, y eso es lo que nos ofrece la segunda parte del manual, empezando por un análisis de la presencia de los Mitos en Asia y el Pacífico. Los profundos y Ponapé, los hombres serpiente y sus ciudades olvidadas o los infames tcho-tcho son solo algunas de las entidades descritas en el capítulo. Sin olvidar a la temible Mujer Abotargada, uno de los avatares de Nyarlathotep más conocidos (y adorados) en la zona. Me ha gustado especialmente la completa descripción que se hace de los hombres serpiente, en torno a los cuales se podría desarrollar sin mucho problema una serie de aventuras encadenadas bastante interesantes.

Tras eso viene un breve capítulo que incluye algunos nuevos tomos con contenidos arcanos, así como un puñado de artefactos que se podrían encontrar en la zona y unos cuantos nuevos hechizos. Digo “breve” porque realmente este capítulo apenas ocupa media docena de páginas. Y es que en general, dentro del suplemento me ha sabido muy a poco el espacio dedicado al lado cthulhoideo, que se bosqueja muy por encima y en el que no se entra demasiado en profundidad salvo para para proporcionar las características numéricas de algunas criaturas. La sensación solo se ve reforzada cuando, tras un capítulo intermedio dedicado a las personalidades más importantes de la guerra, llegamos al último capítulo útil del suplemento, el que incluye ideas para aventuras ambientadas en el Pacífico, y que apenas ocupa tres páginas y está formado por otros tantos bocetos de aventuras con buenas ideas pero que están muy poco desarrolladas. Tras eso, cierra el manual el capítulo de recomendaciones y referencias, con películas, series y libros que se pueden consultar a modo de inspiración para ambientar una partida del juego en el Pacífico.

En general, Guide to the Pacific Front es un producto bastante continuista con la línea de Achtung Cthulhu. Como siempre, la perspectiva desde la que se abordan los Mitos en Achtung Cthulhu tiende mucho más al pulp que al horror cósmico, y eso es algo que se debe tener en cuenta desde un buen principio. (Quienes busquen más el horror cósmico siempre pueden probar a su primo hermano, World War Cthulhu). Como siempre también, el manual es una estupenda guía para conocer mejor el desarrollo de la guerra en el Pacífico, con una exhaustiva cobertura de los eventos, protagonistas y puntos de inflexión de ese conflicto y un trabajo de documentación meticuloso y exhaustivo. Sin embargo, como he dicho más arriba, hablamos de una región bastante exótica cuyo lado arcano tal vez se podría haber exprimido un poco más. No sabemos prácticamente nada sobre la presencia en la región de Majestic o de la Sección M, los departamentos de ocultismo norteamericano y británico, ni si Japón cuenta con un departamento semejante. Incluso se echa un poco a faltar una organización comparable a las nazis Sol Negro o Nachtwölfe del manual básico, que se puedan utilizar como grandes enemigos en una serie de aventuras, aunque ciertamente se podría desarrollar en esa dirección alguna de las sociedades secretas japonesas que se mencionan de pasada en los primeros capítulos del manual. Me da la sensación de que un Guardián que quiera ambientar aventuras aquí tendrá un poco de trabajo extra. Eso sí, los mimbres que ofrecen para hacerlo son soberbios.

Le doy un…

3stars

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 24 diciembre, 2014 en Reseñas

 

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: